Nueva York celebra el Día de la Hispanidad con sabor latino

                                                                                                                                                               Foto / Agencias, archivo

El Desfile de la Hispanidad en Nueva York llegó hoy a su 50 edición con la participación de una veintena de países que, una vez más, escenificaron con música y bailes la buena relación que tiene la comunidad latina con esta ciudad.


EFE /  (New York).-Aquí cada vez son más conscientes de la importancia, no solo demográfica, sino también cultural, de los pueblos latinoamericanos", señaló a Efe el cónsul de España en Nueva York, Juan Ramón Martínez Salazar, que este año ejerció de presidente de honor del desfile.
Martínez Salazar se encargó de abrir la celebración junto a los 20 grandes mariscales, uno por cada país latinoamericano, y también junto al presidente de la Comité del Desfile, Edgardo Alonzo, que se mostró orgulloso por haber alcanzado el medio siglo de esta ya tradicional fiesta en Manhattan.
"Cuando los fundadores hicieron este desfile nunca se imaginaron la magnitud y la historia que íbamos a hacer la comunidad hispana. Ojalá podamos seguir manteniendo esta unión, ya que al vivir lejos tenemos que luchar para que no se pierdan las costumbres ni la identidad de ningún país", deseó Alonzo.
Con el pistoletazo de salida realizado en una esquina de la Quinta Avenida, esta arteria de Manhattan pronto se llenó de bailes tradicionales, música, color y máscaras, con unos 8.000 participantes que desfilaron ante la atenta mirada de los cientos de miles de asistentes, según la organización.
Pero el de hoy no era un desfile cualquiera, sino que el emblemático 50º aniversario de este acto centró las atenciones de todas las carrozas, en las que se bailaba desde danza paraguaya hasta un emotivo tango argentino al ritmo de una cantante lírica.
Con una comunidad de más de 2,5 millones de personas, la cultura latina es cada día un pilar más básico en la estructura de la ciudad y el español la segunda lengua más importante en Nueva York, que a su vez destaca por la unión entre los diversos grupos de inmigrantes de todas partes del planeta.
"un día tan especial como es este en una ciudad tan abierta a todo el mundo" cono Nueva York. (EFE)